Cuida tu piel después de tomar el sol

Cuando tomamos el sol, sabemos de sobra que debemos utilizar crema de protección solar. Además para el cuidado de nuestra piel cuando nos exponemos al sol, también debemos cuidar la piel cuando llegamos a casa después de una jornada de exposición solar.

Tomar el sol inadecuadamente o no cuidar lo suficiente nuestra piel después puede ser la causa de que a largo o corto plazo aparezcan manchas, pecas, rojeces, arrugas, envejecimiento prematuro de la piel.
El sol es una fuente de vitamina D, la cual es saludable para nuestra piel, pero si nos descuidamos, puede ser muy perjudicial para nuestra piel.

Hay que cuidar la piel tanto antes, como después de tomar el sol.

Lo primero que hay que hacer nada más llegar a casa es eliminar las impurezas así como el salitre, el cloro o los restos de crema protectora. Darse una ducha para que la piel se mantenga totalmente limpia.

Con la piel limpia y seca, para evitar descamaciones es importante hidratar la piel al máximo que apliques Aftersun (el aloe vera es muy buen producto para después de tomar el sol), sobre tu cara y cuerpo, este calmara y descongestionará la piel, tengamos o no rojeces.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies